Blogia
noticias

Las tormentas del domingo ocasionan graves daños materiales en Porcuna

Las tormentas del pasado domingo descargaron 49,5 litros de agua en Porcuna causando graves daños en las carreteras del municipio, olivares, viviendas y cocheras particulares. Varias fueron las tormentas que al cabo del día sufrieron los vecinos del pueblo, pero la más graves por la cantidad de agua y destrozos que produjo fue la que se originó sobre las once y cuarto de la noche y que duró media hora. Las calles se convirtieron en auténticos ríos de agua que las acometidas no podían aliviar, por lo que el agua salía con fuerza por bastantes bocas de las alcantarillas en las vías públicas. En muchas casas de los barrios más bajos el agua salía por las bañeras, platos de ducha e inodoros, inundando parcialmente algunas viviendas. La peor parte se la llevó el barrio de San Marcos, donde varias viviendas y cocheras cercanas a la ermita del santo, que da nombre al barrio, quedaron totalmente anegadas de agua y barro. En alguna de ellas el agua superó el metro de altura por lo que se salvaron pocos enseres.
Fuera del casco urbano, en el lugar conocido con el nombre del Vélez, donde comienza la carretera de Arjonilla, ésta quedó cortada por el barro. Asimismo, la aldea de Alharilla, sufrió como ninguna la inclemencia meteorológica. Varias viviendas se inundaron y sobre todo la carretera A-305, que une Porcuna con Arjona, quedó totalmente perdida bajo los lodos y piedras que el agua de la tormenta arrastró desde los olivares que la circundan. Aquí se da la circunstancia que una de las cunetas, de la recién construida carretera, de unos tres kilómetros de longitud evacua sus aguas en el mismo llano de la aldea, por lo que en circunstancias como ésta los daños son catastróficos cada vez que llueve de manera intensa inundando el llano y su periferia.

La mañana del lunes, los vecinos que sufrieron este azote se afanaban en limpiar sus propiedades mientras que el tráfico se reanudaba a primeras horas en las carrereteras afectadas pero con mucho peligro para los conductores ya que durante el día todavía permanecían sin limpiar. También el olivar sufrió los rigores de las tormentas y del granizo producido por ellas. En algunos parajes, como en Carrasquillas, los daños en el fruto han sido cuantiosos. Por todo ello, desde el Ayuntamiento se piensa estudiar y solicitar la declaración de zona catastrófica.

 

Álbum de fotos

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres