Blogia
noticias

Fedeoliva y los bancos firman la renegociación de los 42 millones de deuda

Noticia extraída de IDEAL DIGITAL de 11/10/05

La operación permite la continuidad de un negocio en el que están implicados 15 cooperativas y 7.000 familias
FERNANDO SECO/JAÉN

Las cooperativas jienenses que estaban integradas en Fedeoliva firmaron ayer un convenio con los bancos acreedores para refinanciar una deuda que asciende a 42 millones de euros. El acuerdo permite la supervivencia del negocio olivarero a los 7.000 asociados cooperativistas que anualmente producían cerca de 20 millones de litros de aceite.

El acuerdo se firmó en la sede de la Caja Rural de Jaén, principal entidad acreedora con 24 millones comprometidos y que ha abierto la puerta de la salvación de Fedeoliva. Le siguen Unicaja, con cerca de 7 millones y Banesto, con 6 millones. El convenio permite a las cooperativas refinanciar su deuda en 30 años, al tipo de interés que marque el índice euríbor más un 0,5%. Los tres primeros años las cooperativas se beneficiarán de condiciones muy favorables y los siete siguientes las entidades financieras percibirán una cantidad en proporción al número de kilos de producción de cada sociedad. A mayor producción más pagan. El diseño de la operación ha sido realizado por la firma Ernst & Young.

La sociedad cooperativa agraria Fedeoliva, constituida por 15 cooperativas jienenses hace casi una década para unificar y potenciar la venta de aceite, procederá a ser liquidada y sus activos vendidos. De tal forma que las cooperativas asumen las deudas que contrajo Fedeoliva y seguirán con su actividad cada una por su cuenta, al menos inicialmente, según fuentes de la negociación.

Una queda al margen

De la quincena de cooperativas que integraban Fedeoliva, tan solo una queda al margen de este convenio. Se trata de la cooperativa Nuestra Señora de los Dolores que, además de la deuda que tenía contraída tenía que hacer frente a un traslado de sus instalaciones, lo que hacía inviable su continuidad y entrará en liquidación.

En noviembre de 2004 un trabajo de auditoría rutinaria en Expafe, la comercializadora de aceite de Fedeoliva, encuentra un desfase patrimonial de 18 millones como consecuencia de la exportaciones que se venían realizando a Estados Unidos. Saltan todas las alarmas. Un trabajo posterior en profundidad concluye que el agujero en las cuentas de Fedeoliva y Expafe asciende a 36 millones. Este hecho produce la salida de la dirección de estas organizaciones al tiempo que se suceden las denuncias, que actualmente siguen su camino legal. Entra una nueva dirección.

Las 15 cooperativas que integran Fedeoliva son fiadoras solidarias de la deuda contraída por la cooperativa jienense de segundo grado. En concreto las deudas se distribuyen en 18 millones en forma de pagarés y cerca de 20 millones en pólizas para sufragar los gastos de campaña que anualmente suscribía la cooperativa Fedeoliva. Ante el montante de la deuda cabían dos posibilidades. La liquidación de las cooperativas para hacer frente a la deuda o la renegociación de esta deuda con las entidades.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres